El calor llega a nuestras vidas y estos primeros días no son muy llevaderos, por lo que es probable que estés deseando liberarte de ciertos elementos que dan un aspecto de pesado invierno a tu hogar. Por eso he preparado estos trucos para refrescar tu hogar este verano, pequeños cambios que te harán sentir mucho más ligera y fresca.

Es cierto, que no podemos cambiar la decoración de nuestro hogar al completo cada temporada, pero sí podemos hacer pequeñas actualizaciones sencillas y asequibles, que permitan redecorar tu hogar y mantenerlo actualizado. Sigue leyendo porque he reunido más de 10 consejos fáciles de seguir para disfrutar del verano.

¿Cuál de todos estos trucos para refrescar tu hogar este verano vas a elegir?

Textiles que refrescan

Una de las maneras que producen más impacto en la decoración son los textiles. Los textiles marcan mucho la estación del año en la que vivimos. Terciopelos, lanas o pieles serán más apropiados para el invierno. Para el verano opta mejor por algodones o linos, que son tejidos naturales que transpiran y refrescan de manera automática cualquier estancia.

Algunos posibles cambios para refrescar tu hogar este verano:

Cortinas

Si tus cortinas son pesadas y recargadas, seguro que te han ayudado a sentir calidez en el invierno, pero ahora que llega el verano, es importante aligerarlas para que entre más luz en nuestro hogar y más frescor al caer la noche.

Si tienes doble cortina (una cortina más importante y por detrás un visillo o estor) guarda la cortina y deja solo el visillo. Notarás el cambio en el momento. En el caso que solo tengas una cortina, cámbiala por unos visillos sencillos en algodón o lino y verás la diferencia.

Ocupan menos espacio visual, lo refrescan debido al material de que están hechos y son lo suficientemente ligeras para que entre la luz sin dejar de tener privacidad.

¿Continuamos con más trucos para refrescar tu hogar este verano?

Alfombras para el verano

De toda la vida, yo recuerdo a mi madre guardando la alfombra al llegar los primeros días de calor. Recuerdo todo el protocolo de limpieza y de enrollado para que no se estropeara y estuviera como nueva para el próximo invierno. Nunca la sustituíamos y pasábamos todo el verano con los pies descalzos.

Hoy en día existen muchos modelos que hacen que las alfombras sean también perfectas para el verano. Desde la elección del color, hasta el material, es imprescindible para que la alfombra no de sensación de calor en los días en el que los rayos de sol nos derriten…

Y es que, la alfombra es un elemento decorativo que aporta mucha riqueza al espacio y que ayuda a tener un ambiente acogedor. ¡No es necesario que prescindas de ella!

Los mejores materiales para tener tu alfombra en verano son tejidos naturales vegetales como el yute o sisal, que darán forma al espacio, dándole un toque natural y ligero.

Cojines y mantas

En verano, muchas veces, al caer la noche, bajan las temperaturas. Sobre todo en ciertas zonas pegadas a la costa o cerquita de alguna montaña. Y no hay nada más agradable que sentirse acurrucada bajo una ligera manta.

Guarda tus mantas de lana y adquiere una de algodón, más ligera y agradable para esta época del año. Puedes doblarla y colocarla sobre el sofá, o bien almacenarla en un cesto, cerquita del sofá para tenerla siempre a mano cuando sea necesaria.

¿Una idea sencilla y barata de renovar tu hogar y darle un aire mucho más veraniego? Cambia los cojines del salón y de tu dormitorio.

Existen cojines y almohadones de todos los precios y estilo. Opta como siempre por los tejidos naturales, sobre todo en tu dormitorio. Apuesta por tonos más brillantes y vivos que alegren tu casa y le den un toque, aún si cabe más veraniego

Vuelve a pintar los techos de blanco

Nada hace que un espacio se sienta menos ventilado que un techo lúgubre. Afortunadamente, este problema es fácil de solucionar: una mano de pintura blanca fresca puede hacer maravillas. Sin embargo, todas las pinturas blancas no se crean de la misma manera; algunas son más cálidas que otras o tienen un tono amarillento, así que investigue antes de comenzar el proyecto o contratar a un pintor.

Añade plantas a tu hogar

No todos podemos tener un bonito jardín. Ni siquiera un balcón. Pero eso no quiere decir, que no puedas tener tu propio jardín interior. Si vas a crear tu jardín cerca de la ventana, elige aquellas plantas que necesiten luz directa, pero si vas a repartirlas por todo tu hogar, ten en cuenta aquellas que vayan a estar más alejadas de la exposición solar.

Si eres como yo era antes, que se morían hasta los cactus, te recomiendo que leas mi guía para mantener las plantas vivas en tu hogar. Aún tengo mucho que aprender para mantenerlas siempre sanas, pero lo cierto es que ya tengo algunas plantas que me acompañan durante más de 2 años y estoy encantada.

¿Está buscando refrescar tu hogar con un toque verde y orgánico que sea económico y fácil de mantener? Más baratas que los espejos, las plantas son una manera genial de dar vida a una habitación. Además purifican el aire, reducen el estrés y algunas dejan un aroma delicioso…

¿Se puede pedir más?

Espejito mágico

Los espejos pueden ser realmente mágicos y transformar totalmente un espacio. Agrega un espejo grande a cualquier habitación para ayudar a reflejar más luz y crear la ilusión de tener más espacio. Este es un truco genial que recomendamos en estancias que son pequeñas ya que ayudan a difundir la luz en el espacio.

Pero no sólo los espejos, sino también piezas “espejadas” como mesas auxiliares o pequeños objetos decorativos te ayudarán a difundir la luz por toda la casa aportando un brillo ideal para esta época del año.

Si eres de las que le gusta las paredes impactantes y dramáticas, dedica una pared llena de objetos creando un mural con todos ellos. Mezcla tamaños, estilos y épocas y tendrás una pared impresionante, que repartirá la luz por toda la estancia, pudiendo ser tu punto focal. ¡Todo ventajas!

Paleta de color

Juega con el azul y blanco

Este clásico combo de colores es atemporal y relajado e infunde instantáneamente en tus habitaciones un ambiente de estilo marinero. No te ciñas al estilo naútico más clásico, si no apuesta por un estilo marinero más sofisticado y moderno.

Pero si lo mezclas con tonos naturales arenosos, tejidos naturales, mimbre, sisal… te estarás acercando más a ese estilo mediterráneo tan característico de las zonas de la costa tan elegantes y que tanto me gustan.

Cualquiera de estos dos estilos son perfectos para refrescar tu hogar este veranito.

Los pasteles siempre funcionan

colores pasteles para el verano
Patricia Bustos en AD España

No es necesario que te pongas a pintar todas las paredes de verde menta, pero sí de cambiar algunos complementos por otros en estos tonos.

Hemos hablado de cambiar alfombras, cojines o cortinas. Pero también puedes usar un tono rosa pastel, verde menta, o amarillo tiza para dar ligeros toques de color en los complementos repartidos por toda la casa.

Los colores pasteles son tonos delicados, pero al mismo tiempo divertidos y vivos, por lo que darán la frescura y el color que necesitamos este verano.

Tonos naturales

Las piezas de madera en su estado más natural y rústico son perfectos para el verano. Me recuerdan a la típica casa del pueblo con el suelo de piedra natural. Una combinación perfecta para mantener el frescor del verano.

A esta combinación le sumamos tejidos naturales, de mimbre o sisal repartidos por toda la casa y ahí lo tienes, el estilo decorativo slow design, que tan de moda está y que es perfecto para esta época del año.

Pops de amarillo

Los colores brillantes como el amarillo pueden no hacer sentir bien a algunas personas por la potencia visual que tienen. Por ello, este tipo de color suele usarse para dar pequeños acentos de color, al menos en sus tonos más vibrantes.

El amarillo es el color por excelencia del verano. Recuerda los rayos de sol y es divertido y alegre.

Lo puedes combinar con blancos y azules en su gama más fría, pero también con tonos más terrosos como color piedra e incluso arena para darle un poco de mayor calidez.

Recuerda que encontrar el punto medio (para ti) entre los colores cálidos y fríos es muy importante para hacerte sentir relajada en casa.

Mesas llenas de color y brillo  

Me encantan las mesas en verano llenas de color. Y es que no nos podemos olvidar que una mesa bonita y bien puesta hace la comida mucho más apetecible.

Puedes combinar de muchas maneras tus vajillas. No es necesario que todas sean iguales, pero sí que combinen entre sí.

Podrías usar un mantel blanco básico y decorarlo con vajillas de muchos colores. O bien podrías elegir un mantel floral y potente combinándolo con unos salvamanteles de rafia y platos de loza blancos. Si además no descuidas la cubertería y la cristalería, prepárate para cenas interminables alrededor de la mesa.

Espero que todos estos trucos para refrescar tu hogar este verano te hayan servido de ayuda. Y si es así, por favor… ¡Comparte!

¿Tienes alguna duda? ¿Quieres que hablemos de algún tema en particular? ¡Soy toda oídos!

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Abrir chat
1
Hola. Bienvenida a Estudio Lota.¿Cómo puedo ayudarte?

Guía rápida para dar un toque más personal a tu hogar

Cómo transformar tu hogar y convertirlo en único en 5 sencillos pasos.

Solo para gente con ilusión y ganas de conseguir su casa ideal

Responsable: Estudio Lota, siendo la Finalidad; envío de mis publicaciones así como correos comerciales. La Legitimación; es gracias a tu consentimiento. Destinatarios: tus datos se encuentran alojados en mis plataformas de email marketing MailChimp ubicada en EEUU y acogida al Privacy Shield. Podrás ejercer Tus Derechos de Acceso, Rectificación, Limitación o Suprimir tus datos en info@estudiolota.com. Para más información consulte nuestra política de privacidad